nos enfrascamos en una deliciosa charla, todo lo dijimos en pocas palabras..

lunes, 14 de junio de 2010

Vendo redes

El pescador arrojó sus redes a la mar y las recogió vacias.
Volvio a arrojarlas  y nada, una vez más y ya.
Llegado a puerto decidió vender sus aparejos y hacerse predicador.


Safe Creative #1006176615627



Tinta Roja

24 comentarios:

  1. En el colegio decian en clase de religión "redes y más redes señor pero solo tus redes pescador" Creo que debemos intentar las cosas, como el pesacador que tiro la red, y volvio a tirarla, pero tambien hay que considerar en cambiar, cuando algo no se nos da. Un fuerte abrazo querido amigo

    ResponderEliminar
  2. Es cierto RC, en el cambio esta la verdadera razón de seguir.
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Seguro que ahora "pesca" mucho más.

    Un beso. ;D
    Arwen

    ResponderEliminar
  4. Tal vez ahora tenga mejores capturas, quién sabe! Aunque el mundo está de un descreído que igual vuelve de nuevo a la mar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Hola Arwen, quien sabe, algunos oficios estan devaluados.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Hola Canoso coincido contigo, hasta las creencias estan cuesta abajo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. TR,el oficio de "predicador",jamás lo dejará con las redes vacías!!!...lamentablemente.....
    Ambar...

    ResponderEliminar
  8. Bueno, siempre hay tiempo para que los peces caigan del Cielo.

    Un saludo,

    ResponderEliminar
  9. Querida Ambar, el negocio esta muy devaluado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Hola Jesus, creo que esta vez nada pasara.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Una forma muy prosaica de explicar el origen de una religión :)
    Un abrazo,
    PABLO GONZ

    ResponderEliminar
  12. Sabia decisión la del pescador, hacerse capitalista por la vía rápida.

    Blogsaludos

    ResponderEliminar
  13. Gracias Pablo por pasar, es que algunas religiones son lujosas y el lujo a veces es vulgar.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Hola Serafin, el poder del señor don dinero.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Je, je. No sabía que ese había sido el principio.
    Vendré por aquí a menudo.
    Un saludo TR

    ResponderEliminar
  16. Hola Torcuato, un gusto que estes por aqui. Y asi comenzó el cuento.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. O sea, pescador de hombres... en el "buen" sentido, claro. Porque, dicho a quemarropa, la cosa queda un pelín gay.

    ResponderEliminar
  18. Muy bueno, me ha gustado: se sospecha el personaje pero no el final.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Que bueno y reflexivo, TR,...y buena decisión. Saludos

    ResponderEliminar
  20. Hola Un paseante, si, asi rapido suena mal. Pero despacio pesca hombres.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. Gracias Baizabal, con final abierto.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. Gracias ANRAFERA, una sabia decisión.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Que bien. Yo tembien lo he pensado... poner la compu en e-Bay.

    ResponderEliminar
  24. Muy ocurrente Cassiopeia.
    Un beso

    ResponderEliminar

Dejar tu comentario me ayuda a seguir escribiendo